Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.

Al navegar o utilizar nuestros servicios acepta el uso que hacemos de las cookies. Para más información consulte nuestro Aviso legal .

ACEPTAR

Centro de trabajo vertical, Systron Pro HD

Descubra por qué el centro de trabajo vertical Pro HD de la casa austriaca Systron, es actualmente la mejor inversión para realizar la manufactura industrial de vidrio plano.

Centro de trabajo vertical, Systron Pro HD

La Systron Pro HD es un centro de trabajo vertical que integra la tecnología de corte por chorro de agua para la realización de cualquier corte, taladro o manufactura en el vidrio, junto con un husillo de trabajo con un almacén de 50 posiciones con la posibilidad de albergar 100 herramientas, para el tratamiento de cantos exteriores e interiores.

Flexibilidad:

Las únicas limitaciones respecto a formas procesables que tiene la Systron Pro HD son las de requerir de al menos un lado recto para el apoyo del vidrio, y un tamaño mínimo del vidrio de 600 x 200 mm para un procesamiento completamente automático, y de 250 x 200mm para un procesamiento semiautomático (posicionando el vidrio manualmente directamente delante de la ventosa).

A partir de ahí, la Systron Pro HD puede efectuar cualquier tipo de recorte o manufactura sin limitación en radio, ya que dicho proceso es realizado con el chorro de agua. A continuación, el tratamiento del canto, canteado y pulido, será realizado con el husillo de trabajo. Todo ello en una sola torre, en una sola máquina. En definitiva, un posicionamiento en una sola máquina para obtener un vidrio con todos los procesos de manufactura necesarios. Otros centros de trabajo no pueden realizar todos esos procesos en una sola estación de trabajo, requiriendo de más maquinaria, más costes de mantenimiento, más especio, más mano de obra, mayor manipulación y eventualmente más tiempo.

Con la Systron Pro HD puede incluso posicionar un vidrio primitivo y dejar que el corte de la forma sea realizado por el sistema con el chorro de agua. Para ello, el software de trabajo Systron identifica en el dibujo la parte del vidrio sobrante, realizando un corte que deja unas pestañas de seguridad para evitar que se precipite el vidrio sobrante. Una vez realizado el proceso, la máquina saca el vidrio para que el operario pueda con ayuda de ventosas, y sin descargar el vidrio del transporte, romper esas pestañas de seguridad, retirar el vidrio sobrante y reanudar de nuevo el procesamiento del vidrio ya recortado, en caso de ser fragmentos pequeños, estos vidrios se dejan caer dejan caer dentro de la cabina.     

Precisión y calidad de acabado:

Otra gran ventaja de poder realizar todos los procesos en un solo centro de trabajo, es la de no sumar tolerancias de distintos equipos a los procesos a realizar en un mismo vidrio. La Systron Pro HD tiene una tolerancia de trabajo de 0, 2milímetros en hojas de 6 x 3,21 metros.

Todo ello es posible gracias a una suma de factores. El eje X de la Systron Pro HD está constituido por una sola pieza maciza, y sobre ella está construido el eje Y. De esta forma el eje X y el eje Y no tiene puntos de fijación distintos que hacen que con el paso del tiempo por dilatación materiales o del propio suelo, puedan afectar a la precisión de los trabajos.

Por otro lado, los vidrios son fijados y acompañados por ventosas, cuyo transporte es comandado por servo-motores. De esta forma, el posicionamiento del vidrio es muy preciso en todo momento.

La única manera de poder conjugar una alta velocidad de procesamiento con un acabado óptimo y de calidad en el trabajo de los cantos, es limitando al máximo las vibraciones en el vidrio durante su procesamiento.

Para ello la Systron Pro HD se basa en tres factores: Su colchón de agua patentado, su masiva estructura que absorbe las vibraciones y la constante medición de presión que ejerce el husillo sobre el vidrio.

Durante el procesamiento del canto del vidrio, ya sea para su canteado o pulido, la Pro HD utiliza un colchón de agua que tiene dos funciones principales. La primera es la de empujar al vidrio contra la pared trasera, de tal forma que fija al vidrio en todo momento durante su procesamiento evitando así las vibraciones, todo ello sin tener ningún contacto mecánico con la superficie del vidrio, lo cual es básico para vidrios con capa. Este colchón de agua, se dota de agua con partículas con menos de 50 µm que obtiene del sistema de tratamiento de agua que trae la propia máquina, de esta forma se garantiza que este colchón de agua no dañe en ningún momento la capa del vidrio. La segunda función principal del colchón de agua es la de refrigerar la herramienta alrededor de toda su superficie durante el procesamiento, pudiendo aumentar así las revoluciones de trabajo y la velocidad de procesamiento. De esta forma, las vibraciones generadas son transferidas a la estructura y guiadas hacia la base maciza que a su vez las lleva al suelo. Por otro lado, la Systron Pro HD cuenta con un sistema patentado de medición constante de la presión de trabajo del husillo sobre el vidrio, de esta forma se garantizan un acabado de trabajo homogéneo y perfecto y se evita que el husillo pueda dañarse o generar la rotura del vidrio por un choque o sobre presión, ya que en caso de un exceso de presión se realiza una parada de emergencia.

Fiabilidad y durabilidad:

El principal talón de Aquiles de los centros de trabajo verticales es su fiabilidad. Son maquinaria que requieren de mucha precisión y que están en constante contacto con el mayor enemigo de toda maquinaria, el agua.

Conocedores de esta problemática, equipo de desarrollo de Systron, formado por montadores e ingenieros con décadas de experiencia en maquinaria del sector del vidrio, quisieron diseñar la Pro HD para poder tener una muy alta disponibilidad de la máquina, incluso trabajando a tres turnos en las condiciones de trabajo industrial de procesamiento de vidrio.

El transporte y ventosas:

El eje X anteriormente comentado, donde van fijadas las guías del transporte, está construido con 40° de inclinación y con perforaciones para que el agua de condensación caiga antes de llegar a la guías, además, las guías están cubiertas por una tela impermeable que a su vez está cubierta por una chapa metálica de acero inoxidable, la cual se abate para dejar salir solo las ventosas necesarias y se vuelve a cerrar una vez desplegadas las ventosas para que en ningún momento el agua tenga paso hacia las guías. Además, todo el sistema eléctrico que comanda el transporte y los servo-motores, están una zona estanca y seca que nunca entra en el área mojada. A esto añadir que todos los sensores y su cableado están presurizados, garantizando su estanquidad.

Las ventosas son la única pieza mecánica del equipo que está en contacto constante con el agua, es por ello que desde Systron apostaron por un sistema comprobado y con garantías acostumbrado a trabajar en ambientes húmedos y sucios, como lo es el sistema que utilizan las excavadoras industriales. Dichos sistemas son los utilizados para el despliegue de las ventosas de tal manera que garantizan una larga vida útil y precisión incluso en ambientes sucios.

Otra área crítica es el almacén y cambiador de herramientas, así como los componentes electrónicos. Todos ellos se encuentran en compartimentos estancos fuera del área mojada. Lo que les garantiza una larga vida útil y evita paradas por la rotura de estos componentes.

La unidad de alta presión que alimenta el chorro de agua ha sido patentada por Systron de la mano de ThyssenKrupp, para ofrecer una unidad de alta presión que ofrezca la capacidad de realizar 300.000 ciclos de trabajo sin necesidad de revisión o mantenimiento.

A todo esto añadir la utilización de componentes Premium y una política abierta de piezas de recambio en gran parte de los componentes de la máquina, desde variadores a motores, sensores etc, lo que le da al cliente la rapidez de poder volver al trabajo lo antes posible, a un precio de mercado.

Productividad, ejemplos de tiempos de ciclo:

Todos los trabajos exteriores e interiores se realizan en un único posicionamiento. Lo que ayuda a ahorrar espacio, a minimizar la manipulación y a reducir las posibilidades de roturas y lesiones.

El acabado del canto realizado por el chorro de agua, deja unos filos levemente redondeados y no afilados. Si dicho acabado es suficiente para el cliente, se podrían ahorrar tiempos y costes de producción. El corte del chorro de agua (hasta 4.000 bares)  puede ser llevado a templar sin necesidad de un post-procesamiento

Ejemplo A: Corte y taladros + tratamientos exteriores e interiores en menos de 10 minutos:

Ejemplo B: Corte con pestañas de seguridad y canto pulido, en menos de 12 minutos:

 

Ejemplo C: Manufacturas y tratamiento exterior en menos de 8 minutos:

 

Con la Pro HD, Systron garantiza una muy alta disponibilidad de tiempo de trabajo, con una precisión de 0,2 mm en hojas jumbo, lo cual sumado a su flexibilidad, calidad de acabado, fiabilidad y productividad, hacen que la Pro HD sea la mejor inversión como solución industrial para la manufactura de vidrio plano.

Video:

Publicado el 13 de Mayo de 2020
SOLICITAR INFORMACIÓN